Cuando es necesario cambiar

Y en un parpadear de ojos… la vida sucedió.

Parece que fue ayer, pero fue hace tres años y medio.

Me sente en el piso de porcelana fria  . Tenia 4 o 5 cajas con libros y mis cámaras de foto. Recuerdo del exacto cuadradito donde me senté para llorar en mi depto recién alquilado. La casa hacía eco. No tenia nada. Mejor dicho, tenia mucho, pero mucho miedo.Y también muchas lagrimas. Y de regalo una voz de afuera que me decía “No vas a poder. Si no guardaste nada es un problema tuyo , así que jodete.” La vos en aquella época era soberana y sonaba como decreto .Hoy es una voz que se callo porque no tienen la menor fuerza o sentido para mí. Pero en aquella época era todo lo que yo sabia.

Ai Dios mio como se llama la compañia de luz? Ni idea. Y como voy a  comprar el yogur en el super? Podré pagar mis cuentas? Que va a ser de mí? Ai pobrecita de ella que no para de llorar.

El piso de porcelana fria fue testigo.  De una casa que fue armada tenedor por tenedor, clavo por clavo . Fue testigo de una nena miedosa que se convirtió en dueña de su nariz Nadie dijo que ser adulto es fácil. Mucho menos pagar cuentas.

Pero dia tras dia, las fotos de la pared traían los colores de una vida nueva. Un día llegó un sillón colorido y después una biblioteca verde y después aquellos amigos que yo ni imaginaba que iba a conocer. Muchas idas a bazares porque había aquel mueble para el baño y también aquel cuadrito para el living y también había aquel mueble del mercado de las pulgas que lo mande hacer a medida.

Y aquellos momentos de cocinar risoto de hongos para los amigos. Y tomar vino matándonos de la risa hasta la madrugada.

Y mi cuarto también fue testigo de muchas noches de soledad y llanto compulsivo pensando que el sufrimiento no tenia fin.   Y Tugui me convirtió em madre-soltera-de-perros. Y eso era una preocupación al principio, pero la verdad es que nunca vivi sola , siempre vivi con mi mejor amigo.Siempre juntos, siempre divirtiéndonos. Tugui  fue el alma de esta casa y mi compaÑero de todas las horas . As veces me cansaba sentirme responsable por él, pero no me imagino una vida sin aquella cola moviéndose y aquella  pelotita de peluche durmiendo en mis pies todas las noches. f

Todos que venían aqui decían  “que buena vibra tiene tu  casa” , “parece casa de muñecas”, “que buena onda tu decoración”, “que lindo tu dpto”… tarde en darme cuenta hasta que arme una linea de tiempo en la pared de mi habitación con todos los viajes que hice desde que me había mudado.

Amanecí mirando la Cordillera de Los Andes. amanecía en Venecia, veía la puesta del sol en Jericoacoara , me veía acostada en el desierto de sal de Bolívia . Y con mis fotos mi cama tenía vista al mundo . Era lindo despertarse allí y ver el camino recorrido.

La casa también fue testigo de noches felices . De helado delivery con película en la tele. De tardes de fiaca. De dias de limpieza. De noches tranquilas.

Mi living siempre fue un lugar increíble. Podia passar horas sentada en el sillón mirando por la ventana en silencio.  Si, amigos , yo hago silencio por increíble que parezca . Y en aquellos dias que el estress me consumia era en mi buncker particular que recuperaba mis fuerzas para que el teléfono sonara con alguna buena notícia.

La vista del balcón era el lugar favoritos de las visitas y de los fumantes, porque gracias a Dios mi casa nueva no olía a cigarrillo.  Las pobres plantas fueron pacientes conmigo porque no nací para la jardinería pero nadie es perfecto no?

Y en los dias que llegaba muy mal me daba un baño de inmersión de mi bañera y me sentia rica por 40 minutos.

La parte más copada de la casa era que el piso se calentaba así que el invierno nunca me mató porque siempre vivi a 40 grados.

El barrio sigue siendo mi favorito. Comprar carne en la carnicería y verdura en el peruano. Conocer a todos los comerciantes. Pedir remédio a tu farmacéutico . Buenos Aires es siempre tan personal. Llevar el perro a pasear mientras saluda el perro de los vecinos. Parece ciudad de interior. Y vivo a dos cuadras de mi calle favorita de toda Buenos Aires.

Un día empecé a pensar que no necesitaba más mi casa. Era hermosa pero llevar esa vida me impedia de hacer otras cosas que estaban pidiendo por mí.

Y si abro mano de todo eso?  Y si soy la  Elizabeth Gilbert de las Américas? Y todo lo que venia a mi mente es la escena de la película cuando ella guarda los muebles en una baulera para irse. Y si hago eso? Y si? Ai que miedooooo ! Y si? Y fueron muchos “y si”hasta que vino la decisión.

Creo que me mudo… (decía el equilibrista)

Pa , ma que les parece?

Todo bien hija, si te sale mal empezás de vuelta. Estamos acá. (Feliz del que tiene padre y madre porque eso fue musica para mis oídos. Disfruten sus padres mientras los tienen.)

Pero como no vas a tener casa? Como así vas a dejar todo?

Dejar que ?

La mitad se espantó. La otra mitad habló mal. Pero los que realmente me conocen y me quieren me dijeron.: Pero estas en tu salsa  . Obvio que te va a ir bien  ! Que Dios gte acompañe . Podes contar conmigo.

E así crie un nuevo medidor de amigos verdaderos.

Mudarse implica muchas cosas . Limpieza, desapego, orden.. y eso vale para objetos y para personas. Mudarse al mundo es una experiencia interesante y solo les podre contar como es después de tirarme en esa vida nómade.

Hoy pasé el dia empaquetando mis cajas porque mañana viene el camión de mudanzas. Ya vivi otras mudanzas en mi vida , pero esa no fue por stress, por separación ni por presión. Fue por DECISIÓN.

Puse unas buenas musicas y empecé a sacar cada clavo de la pared. Se salieron pedacitos de pared , la casa está toda marcada!  Una vida pasó por aqui.

Fui inventando una caja para cada cosa. Mamá me vino a ayudar. Tugui nos miraba medio confuso y meaba las cajas .

Al final de la noche no sabia mas donde poner tantas cosas ! Eran mucho, pero mucho más que 4 o 5 cajas . No final da noite eu não tinha mais onde enfiar tanta tralha . Eram muito , mas muito mais do que 4 ou 5 caixas. Las cajas que había traído antes eran de libros que regalé . Por lo tanto todo lo que tenía ahora fue construído en estos tres años y medio de vida . Una casa , muchos objetos y una vida muy interesante que ahora queda para trás para dar lugar a lo nuevo.

Fue necesario coraje para salir de mi zona de confort y  empaquetar de vuelta todo aquello que un dia puse en la pared con tanto cariño. Pero , mi alma nunca estuvo tan cierta de que ese era el movimiento necesario para ir al encuentro de la vida que me espera allá afuera.

Gracias casa linda por tanto y por haber sido testigo.

Gracias Dios . Gracias vida.

Soy agradecida. Nos vamos.

“Apronto ahora mis pies en la ruta. 

Me pongo a caminar bajo el sol y el viento.

Ellos secan mis lagrimas.

Voy allá a ser feliz y no vuelvo.”

Buenos Aires, 28 de enero  de 2017.

img_3831

16402650_10202583544307264_7513597569247473201_o

Anúncios
Cuando es necesario cambiar

Um comentário sobre “Cuando es necesario cambiar

Deixe um comentário

Preencha os seus dados abaixo ou clique em um ícone para log in:

Logotipo do WordPress.com

Você está comentando utilizando sua conta WordPress.com. Sair / Alterar )

Imagem do Twitter

Você está comentando utilizando sua conta Twitter. Sair / Alterar )

Foto do Facebook

Você está comentando utilizando sua conta Facebook. Sair / Alterar )

Foto do Google+

Você está comentando utilizando sua conta Google+. Sair / Alterar )

Conectando a %s